La Riviera Nayarit es ampliamente conocida a nivel internacional gracias a su misticismo y también a su belleza sin precedentes, pues cuenta con más de 300 kilómetros de playa virgen.

Como turista se pueden descubrir muchos de los secretos guardados de este lugar, así cada visita puede ser diferente. 

Entre montañas, santuarios naturales y arena

A lo largo de la Riviera Nayarit, hay más de 23 microdestinos, sin embargo, Puerto Vallarta es uno de los más reconocidos. Aquí la arena dorada que toca el océano Pacífico, hacen un panorama bellísimo, ideal para relajarse con amigos o familia. 

En Puerto Vallarta se pueden hacer varias actividades y depórtes acuáticos, desde paseos en lancha, hasta kayak. En el centro de la ciudad encontrarás todo tipo de comercios, así como tiendas de artesanías, restaurantes deliciosos y el famoso malecón, desde donde se pueden ver unos atardeceres increíbles entre esculturas contemporáneas.

Debido a la cercanía entre destinos, la riviera se puede recorrer en auto. Pasearás entre montañas, descubriendo pequeños pueblos y viendo el horizonte de la costa Pacífica. Puedes rentar un auto o si lo prefieres, comprar un boleto de autobus para llegar de un destino a otro.

Las playas escondidas de la Riviera

Sayulita es una de las recomendaciones más populares cuando deseas pasar un tiempo relajado, pero en contacto también con la naturaleza en la Riviera Nayarít.

El pueblo de Sayulita es muy agradable y te hace sentir como en casa pues hay un conjunto de pequeños negocios que ofrecen a los visitantes sus productos y su gastronomía. 

La playa es pequeña y muy tranquila, el agua azul turquesa también le da un aire de relajación increíble. 

Mismaloya también es otro lugar escondido pero muy hermoso, el clima normalmente ronda los 27 grados centígrados, por lo que es bastante agradable.

En Mismaloya se puede practicar natación, buceo, navegar ya sea en veleros o también en lancha, la comunicación entre las playas es constante así que puedes pasar de una a otra con ayuda de los taxis marinos. 

En algunas temporadas del año se pueden apreciar especies que pasan por esta zona durante sus viajes de apareamiento, por ejemplo, las ballenas. 

Los guías pueden ayudar a los visitantes a poder admirar estas maravillas, siempre respetando el hábitat natural de estas especies. Generalmente las excursiones cuentan con un biólogo experto y reconocido por las autoridades para garantizar esto. 

Las Caletas es un lugar también es una de esas playas de Puerto Vallarta que sobresalen por su estilo virgen que sorprende a los visitantes.

Una playa tranquila y con aguas templadas que relajará tus nervios cansados y también un sitio preferido por las parejas jóvenes gracias a su ubicación. Este es un conjunto de 4 pequeñas playas que brinda a los visitantes una experiencia de estar en un tiempo diferente, cuando quizá, incluso, no se había descubierto esta playa, claro, la gastronomía y la atención de los lugareños es increíble.

Compartir