Mujer del siglo XXI

0
163

En la lucha por lograr el reconocimiento pleno de los derechos humanos de las mujeres se ha caído en falacias como el pretender ser iguales al hombre. Y eso ocurre, irónicamente, en una época en la que se celebra la diversidad en muchos otros aspectos. Si bien es incuestionable que los seres humanos somos iguales en naturaleza y por ende debemos ser tratados por igual ante la ley, las diferencias existen y ¡vive la différence! 

Reconocer las diferencias, no solo las visibles sino las invisibles, es el primer paso para celebrar que éstas, lejos de restarnos puntos, nos agregan gracias… e incluso ventajas en ciertos aspectos. Sirva este apunte como preámbulo para presentar a una mujer a quien su feminidad no solo no estorba sino sirve de marco a sus competencias como empresaria: 

Adriana Castañeda de Rivera

Adriana Castañeda de Rivera es una mujer del siglo XXI que pone a su familia en primer plano al tiempo que lucha para crecer profesionalmente. Su menuda figura y delicadas facciones contrastan con la rotundidad con la que responde a la pregunta: ¿cuál es tu objetivo más inmediato? 

Adriana: Quiero empoderarme, sentirme poderosa al ser capaz de realizar los proyectos que tengo en mente.

Elena: Empoderarte… Suena un poco trillado el término. Y difuso. ¿Qué significa empoderamiento desde tu perspectiva?

A: Me refiero al poder que gane sobre mí misma, no sobre los demás. Y me encanta ver que la gente que me rodea se empodere; disfruto ser un medio para que otros logren realizarse y ser dueños de sí mismos, no el reflejo de alguien más. Soy una especie de orientadora voluntaria.

E: ¿Has encontrado algún obstáculo extra en la vida por el hecho de haber nacido mujer?

A: Nací en Colima, Col., en una sociedad muy cerrada en algunos sentidos. A las mujeres no nos dejaban hacer muchas cosas por el qué dirán, algo que a mí nunca me importó, y con el tiempo demostré que no estaba mal. Con mis hijos yo procuro hacer lo contrario: los aviento al mundo, con responsabilidad. Y al igual que a sus hermanos, que ahora tienen siete y trece años, a mi hija de cinco la motivo desde ahora que es pequeña para que se sienta segura y crea en sí misma. 

E: Debe ser difícil dividirte en el día a día para estar presente en la vida de tus hijos siendo tan activa.

A: No es suficiente estar presente, les hago sentir mi presencia. De nada sirve pasar mucho tiempo con los hijos si la relación que se construye no es positiva para todos. La calidad es más importante que la cantidad. Mis hijos no son demandantes de atención porque desde chiquitos los acostumbré a que su mamá tiene cosas que hacer. Si mis hijos me admiran y mi marido me apoya, señal de que el amor que pongo en lo que
hago da frutos.

E: Pero las horas del día tienen un límite. ¿Cómo manejas el estrés?

A: No pienso en eso, me concentro en mis metas, en las de largo plazo y en las que surgen a cada instante. Soy una mujer enfocada en los logros.

E: De algo te acabarás privando…

A: De estar tranquila y en paz. 

E: ¿Qué te motivó a incursionar en el sector inmobiliario como propietaria de la empresa Castañeda y Díaz?

A: Soy ambiciosa, pero este negocio de comprar y arreglar propiedades para después venderlas o rentarlas me da una satisfacción especial más allá de la ganancia económica. Es mi manera de transformar lo que me rodea en algo mejor, de agregar valor a las cosas, de que recuperen su utilidad y hagan a otras personas felices. Es un negocio sin límites, pues sobran las áreas de oportunidad. Y en el proceso, aspiro a lograr mi independencia financiera. Todas las mujeres deberíamos aspirar a ello.

E: Siguiendo ese patrón en tus metas, si todo aquello en lo que incursionas debe aportar algo relevante a tu vida, ¿qué te deja el coproducir con Marco Flavio el programa “Boom Boom Bang”, del que eres conductora al lado de Mario Sierra, creador a su vez del portal The Golden Life?

A: La vida real es la protagonista tanto de “Boom Boom Bang”, que ya está al aire, como del reality show que estrenaré en agosto. No es la vida de todo el mundo, pero es la mía, y al compartir mis vivencias me convierto en una guía de recomendaciones turísticas, donde quienes nos siguen pueden conocer distintas ofertas de hoteles, restaurantes, productos y destinos. Y lo mejor puede ser desde un prestigiado restaurante hasta un puesto de comida en la calle… Mi objetivo es ser una voz con credibilidad que exalte la riqueza de México, ser su portavoz ante el mundo. Busco dar a conocer lo mejor que tiene nuestro país, así como a los mexicanos que han triunfado en el extranjero, ya sea en el arte y el diseño o en otros ámbitos.

Quiero transmitir mi orgullo de ser mexicana, que me vean fuerte y que esa misma imagen sea la que se queden de mi país. Los mexicanos somos únicos, amables, cálidos, pero a la vez fuertes. Y muchas veces no proyectamos lo bueno que tenemos.

E: ¿En dónde se transmite “Boom Boom Bang”?

A: En México pueden vernos en el canal 169 de Cadena H Total Play, los martes a las 10 pm. Y a partir de junio también en el canal 77 de IZZY.

E: Transmites mucha seguridad, ¿acaso nada te despierta miedos?

A: Sentir miedo es parte de ser inteligente. Todos sentimos miedo de muchas cosas. De hecho, soy precavida en todo lo que emprendo, sobre todo en las finanzas, analizo cada decisión. La madurez implica pensar. 

E: ¿Cómo enfrentas la incertidumbre que se ha generado en México para los inversionistas? 

A: Me pesa, pero no me frena. Es nuestro país, debemos apoyarnos como mexicanos. 

E: ¿Hay algo que te pueda convertir en leona?

A: Nunca permito que nadie vulnere la seguridad de mis hijos. No tienen que ser perfectos, les permito fallar sin pretender resolverles todos sus problemas, pero los animo a levantarse por sí mismos.

E: ¿Qué no toleras?

A: La mentira. Lo que más me enoja es la deslealtad. He cortado a personas de mi vida al descubrir que me querían ver la cara de tonta. Soy sociable y noble, pero tengo un carácter fuerte.

E: ¿Y cuando la verdad duele?

A: Prefiero saberla, siempre, lo que sea.

E: ¿Qué es lo que más te ha ayudado a abrir puertas una vez que te fijas tus metas?

A: Reflejar seguridad y una sonrisa sincera son la llave maestra.

El tiempo pasa volando en medio del bosque donde tiene lugar, más que una entrevista, un rato agradable con una mujer de carne y hueso que representa a muchas otras que a esa misma hora resuelven, conducen, solucionan, dirigen, son dirigidas, emprenden, aprenden, aman y crecen. Las mujeres del siglo XXI tenemos mucho que hacer y mucho que dar.

Adriana Castañeda
Twitter: Adrycd28
Instagram: Adrianacderivera