Un nuevo estudio muestra que recortar estos programas no aumenta, sino que reduce el número de embarazos y abortos entre los adolescentes.

Michael J. New

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

El movimiento pro-vida recibe muchas críticas por no apoyar los programas estatales de contracepción y educación sexual, a lo que sus integrantes responden que está comprobado que, a mayor uso de anticonceptivos, mayor es la actividad sexual de los adolescentes, lo cual ocasiona un mayor número de embarazos no deseados y de abortos.

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

El Journal of Health Economics publicó un artículo de los académicos David Paton y Liam Wright en el que se demuestra que los recientes recortes al presupuesto para el programa de educación sexual en Reino Unido están estadísticamente correlacionados con una significativa disminución de embarazos y abortos en adolescentes.

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

Durante los 90, las tasas de embarazos adolescentes en Gran Bretaña eran dos veces más altas que en los países de Europa Occidental. El gobierno británico lanzó su estrategia para promover tanto la educación sexual como el control de la natalidad en los menores de edad. Se destinaron 454 millones de dólares a esta iniciativa. Sin embargo, las tasas se mantuvieron relativamente constantes de 1999 a 2008. Durante la crisis económica de 2008 se canceló el requerimiento a los gobiernos locales de implementar dichos programas, y en vez de aumentar, los índices de abortos y embarazos adolescentes cayeron hasta en un 40% entre 2008 y 2014.

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

Los cambios en las políticas otorgaron a los gobiernos locales mucha más libertad para decidir el presupuesto que habrían de destinar a estos programas. Hubo mucha variación entre unos y otros, factor que usaron Paton y Wright para analizar la forma como la promoción de la contracepción incide en el número de embarazos y abortos entre los adolescentes. Este estudio fue metodológicamente riguroso. Los autores analizaron las tasas de aborto y embarazo en menores de edad de 149 localidades entre los años 2009 y 2014.

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

Los resultados fueron consistentes: los recortes en programas de anticonceptivos y educación sexual se correlacionan con reducciones estadísticamente significativas de las tasas de embarazos y abortos adolescentes. Los estudios muestran de manera contundente que estos programas son poco efectivos en el mejor de los casos y contraproducentes en el peor.

Resultado de imagen para foto embarazos adolescentes

Otro ejemplo: el año pasado, dos economistas de la universidad Notre Dame encontraron que los programas de distribución de condones en las preparatorias de los Estados Unidos incrementaron los índices de fertilidad adolescente. Por otra parte, un estudio realizado en 2011 por la Universidad de Michigan arrojó que el incremento significativo del precio de los anticonceptivos orales en los centros de salud del campus no tuvo un impacto significativo en las tasas de embarazos no deseados. A pesar de que tan interesantes hallazgos fueron publicados en un importante diario académico, estos recibieron poca cobertura en los medios de comunicación.

Imagen relacionada