Que el Holocausto no existió y otros mitos que se siguen creyendo en la actualidad

Una mentira puede repetirse tanto que puede hacerse realidad. A veces lo que se cree más real, auténtico y nunca es puesto a prueba por su cualidad de verdad, puede ser una ficción formulada por ignorancia, con fines políticos o propagandísticos, o simplemente parte de un proceso comunicativo que se enriqueció con el paso de los años y obtuvo inspiración de quienes la reprodujeron. Así se forman las leyendas: un hecho histórico aislado se conjuga con las creencias populares, la cosmovisión de un pueblo y la difusión mediante la tradición oral que integra elementos propios.

Es obligación de todos los pueblos mantener la importancia de las leyendas como testimonio vivo de su cultura y difundirlas para perpetuarlas como un símbolo de identidad; sin embargo, existen tipos de leyendas que no traen consigo el enriquecimiento de la historia de una sociedad, sino el olvido de la memoria histórica o la implantación de mitos que pueden poner en riesgo la cohesión de la sociedad y en última instancia, el equilibrio ecológico. Estas son creencias de la historia que tomaron fuerza en la actualidad y suponen una distorsión grave del pasado:


Negación del Holocausto

mitos

A pesar de las evidencias históricas, de los documentos, panfletos, discursos y libros de la época que dejan en claro la ideología del Partido Nacionalsocialista Alemán y las barbaries del Tercer Reich, existe una tendencia creciente a nivel mundial en el desarrollo de una teoría apologista al fascismo alemán y los crímenes contra la humanidad que cometió durante la Segunda Guerra Mundial. Se trata de la negación a la política de exterminio que se basa en premisas como el desconocimiento de Hitler sobre los hechos, las falsificaciones de documentos y fotografías históricas de campos de concentración, la inexistencia de un plan oficial contra los judíos, comunistas y demás perseguidos por el régimen, además de la disminución (y en los casos más graves, la negación) del número de personas que murieron a manos del nazismo alemán.


Mito del calentamiento global

mitos

La negación de los efectos en el ambiente causados por la emisión de gases de efecto invernadero a la atmósfera de forma desproporcionada, principalmente por las industrias y los motores de combustión interna, es uno de los riesgos más graves que enfrenta la humanidad de cara a los próximos siglos. En la mayoría de los casos, el contexto de esta idea no se suscribe en la ignorancia, sino en la presión política de lobbies de la industria petrolera y energética en general, ejercida desde universidades y otros órganos de investigación en pos de mantener vigente tal actividad productiva. El mejor ejemplo está en Donald Trump, representante del lobby energético de hidrocarburos en los Estados Unidos y asiduo creyente de que el calentamiento global es una teoría conspiracionista para terminar con la hegemonía mundial del país de las barras y las estrellas.


Extraterrestres, reptilianos y otros seres extraños en la Tierra

mitos

Distintas religiones y cultos aún en la actualidad creen en  los extraterrestres y consideran seriamente que la evidencia de platillos voladores, naves alienígenas e incluso accidentes como el acontecimiento de Roswell se mantienen en secreto para evitar desvelar a las razas que están entre nosotros, como los reptilianos. Aún más: los “investigadores” y difusores de estas creencias aseguran que estos seres ocupan cargos políticos importantes y están entre los líderes mundiales, decidiendo el futuro del mundo o bien, son deidades que se mantienen entre nosotros para procurar el orden del Universo. Para conocer algunas de las religiones y su ideología concreta, descubre estos cultos que veneran a seres de otro planeta.


La leyenda negra de la Conquista

rivera conquista sociedad de la Tierra plana

Desde la historia crítica, la invención de América y la Conquista se presentan como hechos históricos que ante todo, incluyeron un proceso de dominación y explotación, tanto del territorio y los recursos de la América prehispánica, como de los hombres y mujeres habitantes primigenios de estas tierras; sin embargo, una visión eurocentrista y ahistórica mantiene una postura suavizada sobre los acontecimientos y pretende convencer que la Conquista se debió a un proceso cultural más que militar, en el que la hispanidad se levantó sobre la cosmovisión de los pueblos americanos como parte de un proceso de integración de una nueva sociedad; omitiendo el carácter violento, los trabajos forzados y la subyugación de las culturas originarias sangre y fuego, además de ubicar como único responsable a las enfermedades como la viruela, el sarampión y la tuberculosis.


La Tierra es plana

mitos

Desde el descubrimiento de la redondez de la Tierra en el siglo III a. C., el consenso en la historia de las ideas (incluso durante la Edad Media) ha sido casi unánime en cuanto a la forma de nuestro planeta; sin embargo, en el siglo XIX el trabajo de Samuel Birley Rowbotham, un pseudocientífico inglés que fusionó sus conocimientos bíblicos con las matemáticas, afirmó que la redondez de la Tierra era una estafa. Su creencia no tuvo mucho eco durante la época, pero durante la segunda mitad del siglo XX fue retomada por un hombre llamado Samuel Shenton, quien además agregó otras teorías conspiracionistas y comenzó a expandirlas por Europa. A partir de entonces, la Flat Earth Society difunde los “conocimientos” de su credo por todo el mundo con la intención de que el grueso de la opinión científica reconozca la que cree la forma real de la Tierra.


¿Qué otros mitos conoces que se difundan en la actualidad como verdad?