Por Fernando Bravo

Es triste ver cómo denigran a nuestro género (masculino), nos ridiculizan y catalogan como seres NO pensantes, insensibles, machistas, mujeriegos, patanes entre mil cosas más no gratas.

Sí claro, nos hemos equivocado muchas veces y perfectos no somos, eso es un hecho, pero queremos ser mejores y tenemos la fiel convicción de ser reconocidos, de ser buenos padres, de ser una pareja que esté a la altura de las circunstancias a pesar de que «casi todo» esté en contra. De llegar a casa con una sonrisa apesar del cansancio, de los trancazos del trabajo y en muchas ocasiones del aburriento y aveces con un ínfimo detalle en mano como una flor, pero de gran corazón.
Queremos y sabemos amar, sabemos respetar y también sentimos grandes vacíos cuando la pareja, los hijos o los familiares se ausentan.

Yo les invito a que ojalá que lejos de expresarse mal de los hombres que hay en su vida como papás, esposos, novios, ex novios o hijos etc, puedan visualizar que detrás de tanto «error» (como mucha gente lo vé) puedan percibir que existe un ser maravilloso con un gran corazón y entusiasmo para salir avante.

Si perciben a ese gran ser humano háganselo saber…, porque tambien a lo Hombres nos gustan las «palmaditas» en la espalda.

Excelente día.