Este tipo de cáncer, lamentablemente es una de las mayores complicaciones que afectan a la mujer en el mundo. Además, es la la primera causa de muerte en aquellas mujeres que se encuentran en edad reproductiva.

Se dice que cada 30 segundos se detecta a una persona con cáncer de mama.

El Estado de México cierra filas para apoyar a las mujeres que lo padecen a sus familias. Poniendo en operación la Clínica de Detección y Diagnóstico del Cáncer de Mama (DEDICAM) en la Ciudad Salud para la Mujer, en Huixquilucan.

Esta nueva clínica fortalece la infraestructura y los servicios que ya se dan en las dos Ciudades de la Salud, una en Huixquilucan y la otra en Cuautitlán. En ambas se realizan exámenes de diagnóstico, se brindan vales para estudios de laboratorio gratuitos y si se detecta, se canaliza a los pacientes a hospitales oncológicos donde el tratamiento no les cuesta.

La clínica DEDICAM cuenta con 20 especialistas y brinda los servicios de consulta externa, mastografía digital, mesa prono, área de recuperación, ultrasonido, trabajo de enfermeras, dirección y biomédica. Está equipada con carro rojo con desfibrilador, autoclave de vapor autogenerado, mesa de exploración ginecológica y mobiliario médico de primera calidad.

Hasta el momento, se han realizado más de cuatro millones de acciones por la salud de la mujer en el Estado de México, tales como: mastografías, papanicolaou, campañas de prevención y autoexploración, entre otras. Además, con la apertura de este tipo de centros de salud, se garantiza el servicio los 365 días del año, ya que también tendrán sus puertas abiertas los fines de semana.

Este tipo de acciones son las que necesitamos los mexicanos: espacios dedicados al cuidado de la salud, con tecnología de punta y capacidad para detectar enfermedades que pueden ser controladas con pronta detección.