El Ratón. El ritual de la carne asada

IlustracionLa actividad de hacer carne asada es en la que mejor se reflejan las virtudes culinarias de los hombres. El mejor ejemplo de esto es que a partir de que el marido se ofrece como voluntario para cocinar, se desencadena la siguiente secuencia de acontecimientos:

  1. El hombre saca el asador y el carbón.
  2. La mujer limpia la parrilla.
  3. La mujer va al mercado y compra las tortillas.
  4. La mujer prepara la salsa y el guacamole.
  5. La mujer prepara la carne para asar.
  6. La mujer coloca sobre un plato todos los utensilios y condimentos necesarios.
  7. La mujer lleva la carne, la parrilla y el plato al hombre, que está tumbado al lado del asador tomándose una cervecita.
  8. El hombre coloca la carne sobre la parrilla.
  9. La mujer cocina el arroz.
  10. La mujer sazona la ensalada.
  11. La mujer prepara el postre.
  12. La mujer vuelve a salir al exterior para decirle a su marido que saque la carne del asador porque va a carbonizarse.
  13. El hombre saca la carne de la parrilla con sumo cuidado y se la da a su mujer.
  14. La mujer la pone en la tabla y corta la carne, la coloca en el platón y se lo lleva, junto con el arroz, las salsas, el guacamole, las tortillas calientes y la ensalada a la mesa.
  15. El hombre se sirve otra cervecita.
  16. Cuando acaban de comer, la mujer recoge los platos, vasos, cubiertos y platones sucios, limpia la mesa y prepara el café.
  17. La mujer sirve el café y el postre.
  18. Tras la comida, la mujer vuelve a limpiar la mesa y la guarda.
  19. La mujer lava los platos y ordena la cocina.
  20. El hombre abandona el asador pues aún contiene brasas ardiendo.
  21. Cuando termina con la cocina, la mujer tira los restos de carbón a la basura y friega la parrilla del asador.
  22. El hombre pregunta a su mujer si disfrutó el no haber tenido que cocinar hoy.
  23. Ante su mueca de desdén, el hombre concluye que las mujeres jamás estarán satisfechas.