No podemos evitar emocionarnos al leer esta historia, que aunque triste, nos hizo ratificar nuestra creencia de que los animales tienen sentimientos tan fuertes como los nuestros. Esperamos que el mensaje también te llegue al corazón.

Mientras volaba a baja altura, esta pobre golondrina fue golpeada por un auto que la dejó gravemente herida.
La golondrina
Su fiel compañero le alcanzó comida y cuido de ella lo mejor que pudo.
La golondrina
Pero cuando volvió a traerle más comida, la pobre golondrina ya estaba muerta…
La golondrina

Hasta que finalmente comprendió que su pequeña amiga se había ido. Fue entonces que comenzó a gritar y a chillar en agonía por la muerte de su fiel compañera.
La golondrina
Permaneció al lado de su cuerpo llorando la pérdida de su compañera de vida.
La golondrina

Millones de personas en todo el mundo se emocionaron al ver estas fotos. El fotógrafo que capturó este momento vendió las vendió a un muy bajo precio, y las copias se agotaron el mismo día.

Muchos piensan que una de las diferencias entre los seres humanos y los animales son las emociones y los sentimientos. Sin embargo, estas imágenes son la prueba de que los animales, al igual que nosotros, sienten, aman, se entristecen y sufren. No hay duda que deberíamos aprender de ellos…
FUENTE: http://www.todo-mail.com/content.aspx?emailid=6723