En las primeras etapas de una relación es normal ver el mundo de color de rosa, pero en otras relaciones algunas personas llevan un antifaz que impide que vean su relación tal y como es, menos saludable de lo que debería de ser.

QUÉ DEBE DE TENER UNA RELACIÓN SALUDABLE
Una relación saludable debería de tener las siguientes características:

– Confianza– Es normal sentir celos a veces, porque los celos son una emoción natural, pero los importante es cómo reacciona la persona que se siente celosa; no puede existir una relación saludable. sin que exista confianza en la pareja.

– Honestidad- Es difícil confiar cuando un miembro de la pareja no está siendo honesto; cuando se pilla al otro en una mentira la confianza se asienta en un terreno inestable.

– Respeto– En una relación de pareja, el respeto significa que cada persona valora a otro, lo entiende, y nunca cuestiona los límites de su pareja.

– Buena comunicación– Nunca debes de reprimir un sentimiento acerca de tu pareja, porque no le gusta escucharlo; es importante que exista una buena comunicación entre ambos, y que os digáis lo que pensáis el uno del otro abiertamente.

– Apoyo– Debéis de apoyaros mutuamente tanto en los buenos como en los malos momentos: debes de estar al lado de tu pareja tanto para felicitarla por sus éxitos, como para consolarle y ofrecer tu apoyo en momentos delicados.

– Igualdad– En una relación debe de existir un justo equilibrio por parte de ambos, porque sino la relación se convierte en una lucha de poder.

– Tiempo para cada uno– En una relación sana se deben de hacer concesiones y cada uno debe de disfrutar de su tiempo como hacían antes de estar juntos; no deben de renunciar a ver a sus amigos, o a abandonar las actividades que le gustan.

RELACIONES NO SALUDABLES
Una relación no saludable tiene características, de falta de respeto, con acciones controladoras y abusivas, ya sean físicas o verbales por parte de un miembro de la pareja; la mayor parte de las veces suele ser debido a que estas personas abusivas han crecido en torno a este tipo de comportamiento que para ellos es normal, pero lo cierto es que para nada lo es.

A pesar de que es posible que la otra persona se sienta mal por saber que su pareja ha sido maltratada en su niñez, el otro miembro de la pareja debe de cuidar de sí mismo, ya que una relación no puede ser sana cuando el otro ejerce un comportamiento abusivo.

SEÑALES QUE PUEDEN ALERTAR
Una señal de advertencia de abuso físico, verbal o emocional implica insultos verbales; así como humillaciones e incluso golpes o bofetadas, y forzar al otro a tener relaciones sexuales..

Pregúntate::

– si el otro/a se enfada si no estás disponible.
– critica la forma en que te vistes.
– no te deja salir o hablar con tus amigos.
– no te deja realizar las actividades que te gustan.
– te levanta la mano cuando está enojado/a.
– trata de obligarte a tener relaciones sexuales cuando no quieres.

FUENTE: https://lamenteesmaravillosa.com/conoce-si-tu-relacion-de-pareja-es-sana/