Si la idea de mantenerte sano, cuidar el medio ambiente y no dañar a los animales es parte de tu estilo de vida, haz que tu cuidado personal apoye esta filosofía hasta en el maquillaje.

Deambulando por el Mercado del Carmen, una casa colonial en San Ángel que se suma a la moda de los mercados gourmet, me encontré un pequeño local de cosméticos de la marca Ere Pérez elaborados con productos  orgánicos

El concepto me llamó la atención porque sus cosméticos no sólo realzan la belleza natural de la mujer sin enmascararla, también cuidan la salud de la piel, los ojos y los labios. No pude resistir la tentación de probar algunos ahí mismo.

Terminé comprando tres: un bronceador y rubor a base de arroz (el arroz lavado y pulverizado absorbe las impurezas de la piel), un maquillaje fluido con leche de avena (la avena ayuda a mantener balanceado el PH de la piel y la nutre) y una máscara para pestañas con aceite de almendras (el aceite de almendras, rico en vitamina E, es reestructurante).

Lo que despertó mi interés por investigar un poco más sobre la marca es que fue creada por una mexicana muy emprendedora que reside en Australia. Ere, la creadora y fundadora de la marca, es especialista en nutrición y terapias naturales, como acupuntura, flores de Bach, iridología, hierbas medicinales y aromaterapia, eso aunado a una herencia familiar en biología química. De modo que decidió aprovechar sus conocimientos para promover una vida sana a través del maquillaje.

La marca Ere Perez comenzó en Australia hace más de once años. El inicio fue difícil y con pocos recursos. Así nació la primera máscara de pestañas natural, actualmente su cosmético más usado alrededor del mundo: Natural Almond Oil Mascara by Ere Perez. Hoy cuenta con sesenta productos y ambiciosos proyectos.

Una vez consolidada en Australia, Ere decidió compartir su filosofía y productos en México con gran éxito, gracias al apoyo de María Ortega, quien tiene a su cargo la comercialización de la marca y ha sabido

aprovechar el creciente interés por el cuidado de la piel y los productos naturales en nuestro país.

Hoy, la mayoría de la línea se produce en México, con altos estándares de calidad para que las mujeres mexicanas recibamos el mismo maquillaje natural que le encanta a las australianas y a un menor precio.

El hecho de que la marca ya tenga demanda en varios países, como Corea, Singapur, Nueva Zelanda, Inglaterra y por supuesto Australia, no es un logro cualquiera.

El éxito de Ere Pérez es el resultado de: la visión para crear productos con intención, la misión de emprender un negocio que busca generar algo más que utilidades, y el valor para incursionar sin miedo en un mercado dominado por las grandes firmas transnacionales.