Los retos para la mujer en la actualidad fueron planteados de una manera interactiva por Adriana Gaitán de Cantarell, directora General de profesionales en Convenciones y madre de familia del colegio Miraflores. Adriana es la imagen de la mujer moderna que ha logrado el equilibrio al compaginar su vida familiar, como esposa y madre, con su faceta profesional.

“Las niñas están cada vez más obsesionadas con el prototipo irreal de mujer que venden los medios de comunicación, lo que afecta su autoestima. ¿Hasta dónde vale la pena modificar nuestra propia vida para tratar de ajustarse a este? Es algo que puede llegar a afectar la salud física, y mental, causar inseguridad, estrés, culpa, envidia y depresión.” La mujer en su estructura es perfecta. Hay que cuestionar los paradigmas de belleza y educar a las niñas para que lo hagan.

También el hombre debe prepararse para la mujer del siglo XXI, que tiene sueños, quiere aprender, compartir y crecer; que tiene metas personales, profesionales, económicas y espirituales; y tiene la capacidad de amar, poner límites, cuidar el cuerpo, decir lo que piensa, así como apoyar al esposo, a sus hijos y a sus padres. Por eso, la comunicación en la pareja es básica: «Entre hombres y mujeres, no hay uno más fuerte que el otro. No hay necesidad de competir.”

La propia Adriana es un ejemplo de que es posible construir un plan de vida que conjugue de forma exitosa todos los aspectos importantes para la mujer: personal, económico, profesional y espiritual.»