En medio del desierto de Hidalgo se encuentran las grutas de Xoxafi, unas impresionantes cuevas secas en las que además de disfrutar de la naturaleza, puedes sentir la adrenalina corriendo por tus venas al realizar actividades que seguramente nunca se te hubiera ocurrido hacer.

El recorrido empieza desde afuera de las grutas, donde te pasan un video de seguridad y te explican algunas cosas importantes del lugar. Cuando ya estás equipado comienza la aventura. Tienes tres opciones de caminos por realizar:

En el primer túnel pasas por lugares amplios y vas más que nada admirando el paisaje rocoso; te puedes encontrar desde estalagmitas y estalactitas chiquititas que apenas se alcanzan a ver, hasta algunas que miden como dos metros de altura. Es padrísimo ver que el mundo tiene cosas naturales tan hermosas.

El segundo túnel ya es más complicado. Necesitas esforzarte para poder pasar por lugares estrechos, y cuando llegas a un punto por donde es casi imposible bajar, tienes que rapelear. Imagínate la adrenalina que produces al rapelear en la obscuridad, se siente increíble.

¡Ah! Pero si todavía estás buscando algo más aventurero, puedes recorrer el túnel tres, también conocido como el túnel extremo. Aquí te lleva como dos horas transitar por lugares súper chiquitos, donde solo pasas escalando, saltando y arrastrándote. Este túnel también tienes que rapelear, primero por una pared de doce metros ¡y después por una de cuarenta! Pero eso no es todo: al final del camino te topas con una gran tirolesa, en la que al lanzarte sientes que estás flotando en el espacio.

Eso sí, en todos los túneles puedes encontrarte con alguno que otro murciélago, y si le quieres agregar un poco más de suspenso a tu recorrido, puedes pedir que te cuenten la leyenda de las grutas. Créeme, le agrega muchísima emoción.

Cuando sales, todavía queda mucho por hacer. Ahí se encuentran dos circuitos de enormes tirolesas, que suman un recorrido de más de 1300 metros. ¿Te imaginas volar por los aires mientras admiras el paisaje desértico de los alrededores?

Sin duda, este sitio tiene todo lo que necesitas para pasar un día lleno de aventuras y acción; pero si sientes que es demasiado para un solo día, puedes acampar ahí y pasar momentos muy agradables con tu familia o amigos en contacto con la naturaleza.

Así que ya lo sabes, si tu espíritu aventurero tiene ganas de volar, visita las grutas de Xoxafi. No te arrepentirás.

 

Compartir

Deja un comentario